Una esbelta Renée Zellweger visitó la fiesta de los Óscares de Vanity Fair con un lujoso vestido negro

Una esbelta Renée Zellweger visitó la fiesta de los Óscares de Vanity Fair con un lujoso vestido negro

Muchas chicas se enamoraron de Renée Zellweger por su adorable papel de Bridget Jones, que era una mujer de 32 años bastante ridícula, espontánea, regordeta y amable que tenía problemas en su vida personal (probablemente una situación normal para muchas mujeres comunes).

Sí, la mayoría de nosotras luchamos con el peso en algún momento, también buscamos al amor de nuestras vidas y esperamos siempre lo mejor, tal como Bridget lo hizo en la pantalla gigante.

Pues resulta que esa imagen de “heroína regordeta” se quedó con Renée, a pesar de que siempre ha sido esbelta. Lo cierto es que ella debió ganar unos 13 kilos para hacer el papel debidamente.

Sin embargo, la actriz se deshizo de esos kilos de más poco después de que la filmación terminó, y desde entonces sólo hemos visto a una Zellweger esbelta en muchos eventos oficiales.

Pero, por alguna razón, no se había visto a Renée en eventos sociales recientes hasta que, el pasado 24 de febrero, la actriz finalmente complació a sus fans con una aparición pública.

El último domingo de febrero fue verdaderamente magnífico, mientras que algunas estrellas brillaban en la premiación de los Óscares 2019, otras como Renée visitaron la Fiesta de los Óscares de Vanity Fair.

La actriz apareció con un elegante vestido negro de escote ancho y una abertura alta que dejaba a la vista dos cosas que sorprendieron: Renée perdió mucho peso y sus piernas se veían fuertes, gracias a una buena condición física.

Por cierto, aquí sería bueno recordar que la actriz celebrará su cumpleaños número 50 este año.

Renée probablemente luce de esa manera debido a su agenda profesional tan ocupada, ya que recientemente protagonizó la serie What / If, y terminó de grabar Judy, que es una biografía de Judy Garland.

¡Ahora es casi imposible divisar a la Bridget de talla grande en el cuerpo de la esbelta Renée! ¡Chica, bien hecho!

¿Qué te parece su nueva figura y las piernas de Renée? ¡Nosotros pensamos que se ve simplemente espléndida!

Bonus:

Renée Kathleen Zellweger (Katy, Texas; 25 de abril de 1969) es una actriz estadounidense. Es una de las pocas actrices que han ganado los cuatro premios más importantes del cine: el Óscar, el BAFTA, el Globo de Oro y el Premio del Sindicato de Actores.

Renée Zellweger nació en la ciudad de Katy, Texas, siendo su padre Emil Zellweger, un ingeniero de origen suizo, y su madre Kjellfrid Irene Andreassen de origen noruego. En la época del colegio participó en montajes teatrales organizados por los alumnos, y comenzó a interesarse por la actuación. Posteriormente estudió ciencias de la radio, cine y televisión en la Universidad de Texas en Austin, y fue tan brillante que terminó su carrera un año antes de lo habitual.

Mientras estudiaba en la universidad, Zellweger tomó unas clases de interpretación y decidió que quería convertirse en actrizna vez terminados sus estudios, Zellweger quiso conseguir papeles en el cine. Consciente de que Hollywood era de momento inalcanzable, intentó actuar en películas que se rodaban en Texas. Consiguió efectivamente pequeños papeles en varias películas, la nueva generación, donde compartió cartel con Matthew McConaughey, pero no fue hasta que en 1994 le ofrecieron un papel relevante en Love & a .45. Su interpretación le valió el reconocimiento de la crítica y comenzó a ser conocida por el público y los profesionales del cine.

Luego de su pequeño éxito en Texas decidió trasladarse a Los Ángeles. Tras otras varias películas en papeles menores, repitió en 1996 el éxito de 1994 con The Whole Wide World. Sin embargo, su salto a la fama llegó en ese mismo año con la película Jerry Maguire, protagonizada por Tom Cruise, en la que interpretó de forma muy convincente a una contable de la empresa en que trabaja Cruise, y que es la única que confía en él cuando tiene que abandonar la compañía por haber hecho planteamientos que la dirección no piensa tolerar.

Credit: Wikipedia