Un acertijo delicioso: Para hallar la solución correcta, hay que descubrir el valor de cada postre.

Un acertijo delicioso: Para hallar la solución correcta, hay que descubrir el valor de cada postre.

Muchos acertijos que tienen que ver con números requieren a menudo que la persona resuelva algún tipo de ecuación matemática compleja, pero en el caso a continuación no es así.

Cuando enfrentas un acertijo lo que se espera de ti es que tengas un sentido agudo de observación y la habilidad para buscar cuáles son las claves correctas para resolver el problema.

Acá por ejemplo hay tres tipos de postres deliciosos que representan cada uno un número específico: si logras descubrir el valor tras cada imagen serás capaz de resolver este acertijo con simples sumas y multiplicaciones.

Bueno, varios enigmas y rompecabezas definitivamente pueden ayudar con eso. !Recuerda observar detenidamente suerte!

Un acertijo delicioso: para hallar la solución correcta, hay que descubrir el valor de cada postre.

Así que comienza por descubrir los valores de las galletas, los pasteles y las panquecas, para poder hallar el resultado final.

Por supuesto, para esto requerirás poner toda tu atención en cada línea, sin distraerte en sonidos externos como el del televisor encendido, el ruido de los carros pasando o el de los vecinos teniendo alguna discusión.

¿Estás listo? ¿ya tienes el resultado? ¿sabes qué número está vinculado a cada tipo de comida en la imagen?

Pero si por otro lado comenzaste a sentirte abrumado y quieres rendirte por no saber qué valor individual asignar a cada postre, queremos compartirte una pista: comienza por descubrir el valor de las galletas (eso hará más fácil el trabajo con la segunda línea).

¿Lo lograste? ¿o sigues desconcertado con este acertijo?

Por acá la respuesta correcta para que puedas compararla con tus resultados:

¿Conseguiste dar con la respuesta correcta? Incluso si no lo hiciste, aún así lo intentaste y pusiste a funcionar tu lógica deductiva.

Un acertijo delicioso: para hallar la solución correcta, hay que descubrir el valor de cada postre.

Pero si llegaste a “23” como respuesta puedes estar feliz pues tienes una mente entrenada y posees un pensamiento agudo y analítico.

La lógica ha demostrado ser una habilidad que puede llegar a salvar vidas, eso está claro. Nos ayuda a construir el orden a partir del caos y a ahorrar una cantidad considerable de tiempo. Pero, ¿cómo podemos mantener el pensamiento lógico en condiciones de trabajo?

Esperamos que hayas disfrutado este ejercicio y que lo compartas con otros para que puedan entrenar también sus cerebros y en especial su pensamiento matemático-lógico.

Bonus:

Los acertijos lógicos son pasatiempos o juegos que consisten en hallar la solución de un enigma o encontrar el sentido oculto de una frase solo por vía de la intuición y el razonamiento, y no en virtud de la posesión de determinados conocimientos. La diferencia con las adivinanzas consiste en que éstas, plantean el enigma en forma de rima y van dirigidas generalmente a públicos infantiles.

Como para todos los juegos de lógica, un acertijo lógico debería tener una base matemática o lógica. Sin embargo, están muy difundidos los acertijos que una vez resueltos revelan una naturaleza más o menos humorística. Por ejemplo, por el hecho de estar basados en juegos de palabras o por el modo de proponer el enunciado. Un esquema más o menos típico consiste en presentar una situación paradójica y preguntar al participante cómo es posible que se produzca dicha situación.

Para resolver los acertijos más comunes hay que hacer uso de la imaginación y la capacidad de deducción. La resolución tiene que darse con el mero planteamiento del enunciado por lo que no se permite realizar preguntas.

Una subdivisión fundamental en los acertijos lógicos son los acertijos de sí o no en los que la información inicial proporcionada es incompleta. En esta categoría, el acertijo basado en paradojas, debe ser resuelto. En ellos, se describe una situación atípica y los participantes, por medio de preguntas, deben descubrir el origen de la misma. La persona que lo propone tan solo puede responder sí o no a las preguntas que le planteen por lo que éstas deberán ser muy concretas. Es importante hacer saber al inicio que las soluciones no se pueden hallar por deducción por lo que será necesario realizar varias preguntas para alcanzar la respuesta correcta.

Credit: Wikipedia